Terapia
Celular CAR-NK.

¿Qué es la terapia celular CAR-NK?

La terapia celular CAR-NK es un tipo de tratamiento en el que las células NK (un tipo de células del sistema inmunitario) de un paciente se modifican genéticamente en el laboratorio para que ataquen a las células cancerosas. Las células NK se extraen de la sangre del paciente o de otras fuentes, como la sangre del cordón umbilical. A continuación, se añade en el laboratorio a las células NK el gen de un receptor especial que se une a una determinada proteína de las células cancerosas del paciente. El receptor especial se denomina receptor de antígeno quimérico (CAR). Se cultivan grandes cantidades de células CAR-NK en el laboratorio y se administran al paciente mediante infusión.

La terapia celular CAR-NK se utiliza para tratar todos los tipos de cáncer, y su eficacia demostrada la está convirtiendo en uno de los tratamientos contra el cáncer más avanzados y no tóxicos disponibles en la actualidad.

Cómo funciona la terapia celular CAR-NK

Como se ha descrito anteriormente, las células CAR-NK son células inmunitarias asesinas naturales que se han modificado para que coincidan con marcadores presentes en el exterior de las células cancerosas, lo que les permite encontrarlas y atacarlas de forma selectiva.

Para crear células CAR-NK, se extraen células NK de la sangre del cordón umbilical. A continuación, se tratan genéticamente en el laboratorio, se multiplican y se reinfunden al paciente para que las células CAR-NK modificadas puedan atacar selectivamente a las células cancerosas. A continuación, se supervisa la respuesta del paciente mediante diversas herramientas.

Les Goldman lo explica:

El arma más potente que tenemos para hacer frente a cualquier invasión en nuestro organismo es nuestro sistema inmunitario. Durante 30 años o más, hemos recurrido a la quimioterapia y la radiación en lugar de recurrir a la solución más natural. Ahora somos capaces de educar el sistema inmunitario de cada persona con sólo un poco de la sangre del paciente.

El proceso de la terapia celular CAR-NK en 4 pasos

Hay que seguir cuatro pasos:

  1. Recogida de células inmunitarias de la sangre periférica de un individuo
  2. Ingeniería genética de esas células para que expresen receptores de antígenos quiméricos (CAR) específicos del cáncer.
  3. Ampliar la cantidad de esas células en el laboratorio (lo que se denomina «expansión ex vivo»).
  4. Reinfundir las células modificadas en el paciente para atacar selectivamente las células cancerosas.

¿Cómo es el tratamiento CAR-NK para el paciente?

La transformación de las células asesinas naturales es un proceso complejo, mientras que el tratamiento es muy fácil y no invasivo para el paciente. Si se utiliza sangre del propio paciente, la administración del suero de células NK tiene lugar unos días después de la extracción de sangre.

De principio a fin, el paciente puede continuar con su vida cotidiana, no es necesario interrumpir su trabajo ni otras rutinas. Además, el bienestar y el estado físico del paciente no están sujetos a ningún cambio relacionado con el tratamiento.

La transfusión de NK en sí suele ser breve e indolora, y sólo dura aproximadamente una hora. Tras permanecer con el equipo médico para su seguimiento, los pacientes pueden continuar con su vida normal.

La terapia celular CAR-NK puede combinarse con la mayoría de los demás tratamientos contra el cáncer e incluso puede potenciar la eficacia de otras terapias. Mediante esta terapia se refuerza el sistema inmunitario del paciente y es probable que el proceso de recuperación sea más fácil y rápido.

We believe in Healing Cancer from Within.

Find out more!

A pesar de ser relativamente nueva, hay muchos artículos científicos publicados sobre la terapia con células Car-NK.

¿Interesado en un tipo concreto de cáncer? Si desea más información, póngase en contacto con nosotros.